Inicio » Nacionales » Córdoba: De la Sota cambió cúpula de Seguridad por escándalo de narcotráfico

Córdoba: De la Sota cambió cúpula de Seguridad por escándalo de narcotráfico

Yatasto

Yatasto

El gobernador cordobés designó el sábado a Alejandra Monteoliva como nueva ministra de Seguridad, y al comisario mayor César Almada como nuevo jefe de la Policía de la provincia, según se informó oficialmente.

Monteoliva y Almada serán puestos en sus flamantes cargos el lunes al mediodía, y reemplazarán a los comisarios Alejo Paredes y Ramón Frías, quienes renunciaron el viernes en medio del escándalo por supuestos vínculos entre jefes de Drogas Peligrosas y narcotraficantes, que está investigando la Justicia.

Asimismo, De la Sota designó al comisario mayor Carlos Galbucera como subjefe de la Policía provincial.

La investigación judicial y la detención de varios jefes de la división Drogas Peligrosas de la Policía cordobesa motivó que el ex ministro de Seguridad, comisario Alejo Paredes, y el ex jefe de Policía, comisario Ramón Frías, renunciaran el viernes y sus dimisiones fueran aceptadas de inmediato.

Hasta el momento son ocho los policías imputados por el fiscal federal Enrique Senestrari por su presunta vinculación con narcotraficantes, ya que a los cinco que se encuentran detenidos se sumaron en las últimas horas otros tres efectivos.

Entre estos se encuentra el comisario mayor retirado Mario Nieto, quien hasta el año pasado se desempeñaba como jefe de Drogas Peligrosas, cargo en el que fue reemplazado por Rafael Sosa, también detenido.

La nueva ministra Monteoliva es egresada de la Facultad de Ciencia Política y Relaciones Internacionales de la Universidad Católica de Córdoba.

Becada por el Gobierno de Holanda y el Instituto de Estudios Sociales de La Haya, se graduó como Magister en Planificación y Administración del Desarrollo Regional del Centro Interdisciplinario de Estudios Regionales -CIDER- de la Universidad de los Andes en Bogotá, Colombia.

Además es consultora para entidades multilaterales, asesora de gobierno en varios países de América Latina y docente en universidades de Colombia y Argentina.

Por su parte el comisario Almada, con casi 32 años de servicio dentro de la fuerza, se desempeñaba como Director General de Seguridad Capital. Integra el Consejo de Seguridad Deportiva de la Provincia de Córdoba, y también es docente de la Escuela de Policía.

La presunta vinculación de policías cordobeses con el negocio del narcotráfico se conoció la semana pasada por el testimonio de un “colaborador encubierto” policial, al programa ADN del Canal 10, de la Universidad Nacional de Córdoba, lo que motivó al fiscal Senestrari acelerar los pasos de la investigación que ya estaba en marcha desde tiempo atrás.

En calidad de arrepentido, Juan “El Francés” Viarnes dio su testimonio ante las cámaras de televisión y manifestó que varios jefes policiales de la lucha contra la droga tenían vínculos con narcotraficantes, quienes pasarían información a cambio de ser retribuidos con parte de los estupefacientes incautados en operativos antidrogas.

Mientras tanto, De la Sota envió a la Legislatura cordobesa un proyecto de ley para que la designación del jefe de la dirección General de Lucha contra el Narcotráfico sea aprobada por los parlamentarios, previa aplicación de un sistema de audiencias públicas.