Inicio » Locales » Para el diario El Intransigente, Urtubey ganó en 20 de 23 departamentos, una gran victoria

Para el diario El Intransigente, Urtubey ganó en 20 de 23 departamentos, una gran victoria

Yatasto

Yatasto

Habría que avisarle al Diario El Intransigente que eran elecciones legislativas, por lo tanto el gobernador Juan Manuel Urtubey no compitió. Porque en el titular de su portada afirman: “Elecciones legislativas en Salta: Juan Manuel Urtubey ganó en 20 de 23 departamentos”.

No es buena la obsecuencia tan manifiesta en un medio de comunicación. A continuación citamos textualmente toda la nota de El Intransigente, compartiendo este punto de vista para nuestros lectores de Yatasto. Cada quién saca sus propias conclusiones.

 

“Cerca de las nueve de la noche, la suerte estaba echada. Los números y porcentajes daban un resultado, no sorpresivo para muchos: al Partido Obrero lograba la mayor victoria de un partido de izquierda en el País. Y justamente en la ciudad Capital de Salta, la ciudad más conservadora de Argentina. A su vez la política progresista y su gran imagen en los sectores más pobres de Salta, permitieron al Gobernador Urtubey ganar en 23 de los 20 municipios de la Provincia. Paradójicamente perdió en los municipios de más ingreso per cápita como lo son Salta y Cafayate.
Pero la historia, a pesar del hecho significativo, pasaba por otro lado. La de ayer fue una de las peores derrotas del peronismo en nuestra provincia y las acusaciones comenzaron a cruzar la caldeada atmósfera de la sede de Zuviria.
“En Capital mantuvimos nuestras tres banca, lamentablemente se perdió la senaduría, que eso es una derrota política”, sostuvo a poco de conocerse los resultados, el presidente de la Cámara de Diputados, Santiago Manuel Godoy, en medio de la consternación general que se vivía en el PJ. La frase desató la ira de muchos, ya que consideran que se fue tiro elíptico al intendente Miguel Ángel Isa y al ex senador Gustavo Sáenz.
Al jefe comunal le quedan dos años de muy complicados, con un Concejo Deliberante muy dividido y cuyo control dependerá exclusivamente de la capacidad de negociación de algunos de los seis ediles de su lista que lograron entrar, el problema es que aún no tiene a nadie en el deliberativo municipal con la suficiente muñeca y autoridad como para lograr algún tipo de negociación.
Según los resultados, el partido obrero contaría con ocho ediles, el Partido Justicialista, con seis; Salta Somos Todos, dos; Frente, dos; Frente para la Victoria, dos; y el Movimiento Independiente Dignidad y Justicia, uno. En ese escenario, el poder de diálogo del oficialismo debe ser casi perfecto para garantizarle a Isa dos años en calma relativa.
Pero el frente más conflictivo para los municipales es el interno, en donde el “Indio” Godoy, con sólo el 17% de los votos, se trasformó en el hombre fuerte del peronismo en la ciudad.
Godoy con su mala imagen a cuestas, se discuta o no, hoy se quedó con manejo de la Capital, ya que la apuesta del gobernador Juan Manuel Urtubey no salió bien en Salta Capital. Matías Posadas, viene en bajada con el Frente Plural. Se recostó sobre la figura del gobernador, recibió apoyo de los kirchnerismo, vinieron figuras nacionales, como la de Gustavo López, otro radical devenido a peronista en los últimos años, y, apenas superó el tres por ciento de los votos.
Posadas durante toda su campaña apuntó a transformarse en el candidato a intendente para el 2015, ahora sólo le resta esperar que llegue ese año para dejar su banca como diputado provincial.
Las paradojas de la política: Gustavo Sáenz fue el candidato peronista más votado, pero no le alcanzó, hoy muchos ven en él la esperanza del PJ en Capital, pero debe enfrentar una interna feroz en el partido. Hoy, según Godoy, es el principal responsable de la derrota peronista en Salta y el pase de factura entre los sectores comenzó horas antes de terminada la votación y se intensificara con el paso de los días.
Para pesar de muchos, la familia Godoy, es la que manejará los hilos del poder del PJ en los próximos años. Abel Ramos, sin declaraciones y alejado de todo medio de prensa, seguirá en la Cámara Baja de la Provincia, al igual que Jorge Guaymás y Tomás Salvador Rodríguez en el Concejo. Pasó la elección y la renovación en el PJ no llegó. Una deuda pendiente sin duda de Juan Manuel Urtubey.
El Partido Renovador sigue sin poder hacer pie en la provincia, perdió representantes en Salta y muchos departamento del interior y casi pierde su principal bastión, Metán, que logro retener ante el Frente Plural, por algo menos de 20 votos. Sus primos del PPS, se enredaron en una interna que los fagocitó y Virginia Cornejo abandona su banca a fin de año.
Tonini, a pesar de sus plegarias, quedó fuera de todo, dejando en claro, que Guillermo Durand Cornejo, socio del Frente Salteño y ahora Macrista, es el único que mueve el amperímetro en el partido Conservador Popular.
El Frente Salteño, que fue a una elección con cuatro listas, quizás rememorando la perversa ley de lemas que tantos réditos le dieron a Juan Carlos Romero, perdió votos en la dispersión y quedaron con menos representantes legislativos.
La ola de Alfredo Olmedo, permitió que Carlos Zapata llegara a la Cámara de Diputados y colocaran dos ediles en el Concejo, en tantos los radicales, a pesar de no colocar a nadie en el Concejo, está festejando. Es que los resultados demostraron que no están extintos y ahora tienen futuro, que sólo se concretaran si siguen en el camino que iniciaron a mediados de este año”. (Fuente: El Intransigente).